viernes, 13 de abril de 2007

Anatomía de Grey



Primer intermedio en el capítulo de Anatomía de Grey, 15 minutos duración; estos son los anuncios que aparecen: Citroën Xsara Picasso, Swepps, aspirina, martini, champú Pantene Prov, Land Rover, champú Sunsilk, pasta Giovanni Rana, Ono Internet, copa Danone, Bancaja, ropa interior, novelas de Jane Feather, urbanizaciones Polaris World, perfume Insolence, chocolate Valor (sin azúcar), smart, compuesto polivitamínico, artículo de higiene personal, mitshubisi Driven Quality, champú Elvive, coche Passat Wolfwagen, Lexus Hybrid, Bancaja, BMW, barril cerveza Heineken, Audi A4, Megane Renault, Vitaldent.
Os aseguro que me he tragado estos 30 anuncios con la única intención de ser concreta y precisa en este post, en caso contrario hubiera aprovechado para ir al servicio, a picar algo… Para muestra, un botón, estoy segura de que algunos de los que leáis este post os saltáis las líneas donde se especifican todos los anuncios…
A continuación, dos preguntas complementarias: ¿qué pretende conseguir el anunciante con la publicidad? ¿Qué utilidad puede obtener el espectador de ésta? Las respuestas a estas preguntas se complementan de igual forma. El anunciante pretende dar a conocer su producto, influir en el potencial comprador, proyectar en él una imagen de su empresa, básicamente pretende convencer. El espectador simplemente quiere ver una serie que sigue con bastante asiduidad. No obstante, el mismo espectador a lo mejor también está interesado en comprar un coche, y como necesitará dinero para adquirirlo, también le interesan aquellos anuncios en los que se ofrecen créditos con tanta facilidad (3.000 € en 24 horas!!). De este modo, nos encontramos ante dos posibles casos: el primero (menos probable), que el futuro comprador del vehículo se quede viendo la publicidad y alguno de los elaboradísimos anuncios de coches cale lo suficientemente hondo como para que se decante por el mismo. O (el que parece más habitual) que el espectador se valla a por una cervecita mientras espera a saber si Izzie ingresará al final el cheque que heredó de 8.700.000$ por parte de su prometido, al fallecer este en el quirófano.
Teniendo esto en cuenta, tiene toda la lógica del mundo que una inteligente segmentación de la publicidad podría resultar mucho más adecuada, pues pondría en común personas realmente interesadas en el producto a personas que quieran venderlo, pero además a otro tipo de productos y servicios relacionados con la misma materia. Una vez superados los principales problemas de la publicidad en Internet, tales como la falta de veracidad del tráfico real de los websites o la escasa idoneidad de las técnicas publicitarias en este medio, la publicidad en Internet parece un negocio al alza y un mercado de progresiva madurez. De entre las ventajas de la publicidad contextual, destacamos:
- Idoneidad de segmentar eficientemente el mercado en grupos de interés y zonas geográficas.
- Efectivas campañas publicitarias a bajo coste, accesible tanto a grandes como a pequeñas empresas (que son las que más dificultades encuentran para darse a conocer al mundo). A pesar de la gran ventaja que supone para las empresas de pequeño o mediano tamaño, también es de gran provecho para las empresas grandes el que si se equivocan en el tipo de anuncio establecido en Internet, es mucho más sencillo cambiarlo o retirarlo y no se incurre un altísimos costes como los que supone una campaña publicitaria en la televisión.
- A través de la red, además es posible controlar y hacer un seguimiento en tiempo real de la campaña.
- El pago por clic que caracteriza a este tipo de publicidad supera con creces el concepto de simple visualización, dado que profundiza en la motivación que proporciona la segmentación y en el propio alcance efectivo de la campaña. En definitiva, no se paga por los anuncios hasta que el cliente muestra un interés real.
Al final Izzie ingresa el cheque en el banco, sin embargo… con el dinero del cheque podría haber elegido entre gastarse 745.000 $ para anunciar cualquier producto en un medio como la televisión, o anunciarse en Internet por 1$ aproximadamente, aprovechándose de las ventajas de publicidad contextual.

1 comentario:

soncio dijo...

jajaja!! eres la reina.
mencanta mari. Por cierto, buen detalle el de sacar a la rubia y no a la doctora Grey...
Me gusta el nuevo formato q las dao a la página. Creo q me estoy empezando a hacer fan...
1 besaco!!